CAUSA DE BEATIFICACIÓN

ANA MARÍA MORENO DEL CASTILLO, Niña Anita
Fiel Cristiana Laica de la Diócesis de Chitré 

 

I. Biografía

Nació en Macaracas el 28 de mayo de 1887, bautizada el 7 de junio del mismo año y murió en La Villa de Los Santos el 11 de noviembre de 1977, ciudad en la que vivió desde cerca de 1889. Su vida transcurrió entre las discrepancias de Panamá y Colombia que indujeron a la definitiva Separación y la naciente República, el periodo de la construcción del Canal, los gobiernos dictatoriales y el Tratado de la Devolución del Canal.

Dechado de virtudes heredadas de sus padres Manuel Balbino Moreno Vieto (1845†1933) y Ana María Castillo González (1862†1933) naturales de La Villa de Los Santos, de sus antepasados —probos servidores de la Iglesia parroquial—, de las Hermanas de la Caridad de San Vicente de Paul en el Colegio Santa Familia de Panamá (c.1897-1904), dirigido por sor Elizabeth Goery, los curas párrocos de Los Santos y los hermanos Cristianos de La Salle, decisivos inductores de la catequesis, del arte teatral y el canto. Es la cuarta de ocho hermanos (Miguel, Cecilio, Manuel Balbino, Heliodora, Romualda, Mercedes y Elida). A sus padres se debe el establecimiento en La Villa del escultor, pintor y arquitecto colombiano Manuel Idelfonso Berraz Fernández (1865†1933).

Su casa en la calle 10 de Nov. de La Villa de Los Santos fue hospital, asilo, refectorio, santuario providente para los pobres, escuela, asidero de clérigos y religiosas, farmacia, artesa, fábrica consagrada a la caridad y el culto católico familiar y litúrgico; casa abierta para todos.

Fue catequista de cientos de niños de toda la parroquia de Los Santos por más de 60 años, docente sin sueldo (1912-1916), defensora del vínculo matrimonial, promotora de las vocaciones sacerdotales de los Pbros. José María Correa (primer claretiano panameño), Juan de Dios Acevedo, Domingo Moreno y de cultores de las artes líricas, plásticas y teatrales, Miguel Leguízamo Henríquez, Juan Manuel Cedeño, Miguel Moreno, Ricardo Campos, Bolívar Mendoza y un numeroso discipulado de su pueblo. Fundadora vitalicia de Las Hijas de María (1909) y presidenta de la Asociación del Sagrado Corazón de Jesús, la Acción Católica Parroquial (c.1934) y de las Obras Pro Seminario (1950). Se responsabilizó de la organización de las fiestas de los «pobres» de San Juan de Dios por muchos años, festividad que extendió a su natal Macaracas. Custodia de la tradicional Semana Santa desde antes de la década de 1940; anfitriona de Jefes de Estado. Con su padre refundó el hospital de San Juan de Dios (1915), el Hospital Regional de Azuero ostenta su nombre (Ley 59, 1984). Junto con los Hermanos Cristianos de La Salle (1905-1922) con veladas y teatros reconstruyó la torre de la iglesia de San Atanasio derrumbada por un sismo en octubre de 1913, la nueva casa cural en la década de 1930 y las refacciones de la iglesia en 1946, por lo que mereció un apoteósico homenaje popular; proveyó a la iglesia parroquial de numerosas imágenes sagradas que aún se conservan con especial culto como la de la Inmaculada Concepción (c.1929).

Recibió condecoraciones de alto perfil: la Declaración Hija Predilecta del Distrito de Los Santos (1946) que le mereció una prolífica producción literaria, la Cruz Pro Ecclesia et Pontifice (1958) que el papa reserva para seglares, clérigos y consagrados católicos con reconocidos méritos y la Orden Vasco Núñez de Balboa, rango Gran Comendador (1959) del gobierno nacional, con motivo de sus 50 años de docencia.

Tras su muerte, encargó un inagotable legado espiritual que aún se conserva en La Villa de Los Santos y poblados vecinos (Primeras Comuniones el 8 de diciembre, procesiones de la Inmaculada, Mes de las Flores de María, Asunción de María, la Caridad de San Juan de Dios, paseos del Niño Dios, dramas de Semana Santa, entre otros). Se cuenta con una amplia documentación escrita, oral y pictórica (Revista Cultural Lotería, Estrella de Panamá, Panorama Católico, Museo de La Nacionalidad, programas de radio, revistas locales y nacionales de difusión civil y religiosa). Elogiada por los prelados Mons. Luis Punzolo, Mons. Francisco Beckmann c.m., Pbro. Francisco Saenz, Pbro Daniel Poveda; jefes y ministros de estado Sergio González Ruiz, Domingo Días Arosemena, Aristides Royo, Alcibíades Vásquez Velásquez; académicos y periodistas como José Daniel Crespo, Juan Antonio Susto, Sara Solís Villalaz, entre otros. Retratada por Virgilio y Juan Manuel Cedeño, Ricardo Campos, José Arroyo y Ana Elena Fernández. Por voto unánime, su retrato permanece en la Cámara del Consejo Municipal de Los Santos (2016).

En 1993 y el 2015 fueron presentados a los obispos diocesanos de Chitré los libelos para introducir la causa de su beatificación y canonización, recientemente la Conferencia de los Obispos de Panamá la aprobaron unánimemente en enero de 2017; así, Mons. Rafael Valdivieso Miranda Obispo de Chitré, solicitó el nihil obstat al Card. Angelo Amato s.d.b., Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, concedido el 3 de octubre de 2017, que permite la introducción del proceso de beatificación y canonización.

Ana María Moreno del Castillo, cariñosamente "Niña Anita", para sus más allegados "Mamatía", será para la Iglesia, el pueblo villano y la nación panameña un superlativo llamado a la virtud cristiana, la nobleza y el heroísmo. A cuarenta años de su fallecimiento el 11 de noviembre de 1977, esperamos con humildad y paciencia que pronto sea glorificada en los altares.

Autógrafo de Ana María Moreno